LUXACIÓN Y TENDINITIS DE HOMBRO

Luxación de hombro y Tendinitis de Hombro

En esta ocasión vamos a hablar de las dos lesiones más frecuentes que podemos sufrir en el hombro. Estas dos lesiones a las que nos referimos son la Tendinitis de hombro y la Luxación de hombro.

Estas dos patologías es muy frecuente verlas y tratarlas en las consultas de Fisioterapia.

A lo largo de este artículo iremos desarrollando los siguientes puntos:

  • ¿Qué es la Tendinitis de hombro?
  • Luxación de hombro, ¿qué es?
  • ¿Qué síntomas producen estas dos patologías?
  • ¿Cuáles son las causas que las pueden provocar?
  • ¿Cuáles son sus síntomas?
  • ¿Qué tratamiento es el indicado en cada caso?

Pues bien empecemos a ir respondiendo a todas estas preguntas.

 

¿Qué es la Tendinitis de Hombro?

El hombro es una articulación que gracias a ella se une el brazo con el tronco.

Es una articulación muy compleja debido a que está compuesta por varias articulaciones. El conjunto de ellas nos va a permitir realizar los diferentes movimientos de esta articulación de una manera uniforme y armónica.

La articulación del hombro está formada por las siguientes estructuras:

  • Por un lado tenemos las estructuras óseas, que están formadas por los huesos Húmero, Escápula y Acromion.
  • Y por otro lado está compuesta de los ligamentos y músculos que le van a dar la estabilidad a la articulación.

Los músculos que comprenden la articulación del hombro son:

  • Supraespinoso.
  • Infraespinoso.
  • Subescapular.
  • Redondo Menor.

Por lo que podemos decir que, con el engranaje de esta articulación, es quizás la articulación del cuerpo que más movimientos realiza en cualquiera de los planos y ejes.

anatomía hombro

 

 

Después de describir de una manera muy sencilla la articulación del hombro, es el momento de definir qué es la tendinitis.

Pues bien, la tendinitis de hombro son aquellas patologías que llevan implícitas una inflamación de uno o de varios tendones del hombro.

 

¿Qué es la Luxación de Hombro?

La luxación de hombro es cuando se sale la cabeza del húmero de la cavidad glenoidea.

A la luxación de hombro también se le conoce de manera coloquial por los nombres de:

  • dislocación de hombro.
  • O bien, es frecuente escuchar decir “se me ha salido el hombro”.

Cuando esto sucede se puede observar claramente como el hombro adquiere un aspecto completamente deformado.

Últimamente es frecuente ver este tipo de lesiones en las consultas de Fisioterapia, ya que el los últimos tiempos ha aumentado considerablemente la realización de cualquier práctica deportiva.

Con esto queremos decir que las luxaciones es frecuente verlas en aquellos pacientes jóvenes, que realizan o que practican algún tipo de deporte y sobre todo si es de impacto cómo puede ser por ejemplo fútbol, hockey etc.

fútbol

 

Síntomas de las Tendinitis y las Luxaciones de Hombro

En ambos casos el síntoma más llamativo y el más importante es el dolor.

Pero es mejor que vayamos escribiendo los síntomas de la tendinitis y de la luxación de hombro manera individual.

 

Síntomas de la Tendinitis de Hombro

Los síntomas principales de la tendinitis de hombro son:

  • Como hemos comentado anteriormente existe dolor al realizar cualquier movimiento en el que se vea comprometido el tendón afectado.
  • Este dolor es mucho más intenso por la noche.
  • Hay pérdida o alteración de la sensibilidad.
  • Existe pérdida de la fuerza muscular.
  • En la región del hombro se puede observar una ligera inflamación.
  • Pero además de la inflamación también podemos observar que la zona del hombro está más enrojecida.

Algo característico de las Tendinitis de Hombro es que en algunas ocasiones pueden desaparecer o remitirse por sí solas sin realizar ningún tipo de tratamiento. Pero estos casos son los menos comunes y además por lo general de la misma manera que desaparecen, tienden a volver a aparecer y además con unos síntomas mucho más invalidantes.

Otra característica de las Tendinitis es que cuando el paciente se levanta por la mañana, suele sentir un dolor muy intenso. Pero a medida que va pasando el día y va realizando movimientos con su hombro, este se va “calentando” y va remitiendo el dolor. Hasta el punto de poder realizar cualquier tipo de actividad deportiva.

Por lo general es una patología que provoca dolor hasta el punto de no poder mover el hombro. Por lo que es muy invalidante.

 

Síntomas de la Luxación de Hombro

Al igual que en las Tendinitis de hombro el síntoma era el dolor, en el caso de las luxaciones el principal síntoma también es dolor.

Pero en este caso el dolor es mucho más intenso, hasta el punto que el paciente no puede mover el hombro y por lo tanto el brazo.

Pero además de este síntoma tan característico, la mayoría de las luxaciones se suelen producir en el plano anterior. Es decir, que cuando el hombro se luxa, lo suele hacer hacia delante, haciéndose visible una importante y considerable deformidad del hombro.

Cuando se produce una luxación de esta articulación, se van a ver alteradas otras estructuras anatómicas tales como:

  • Los ligamentos, que si esto se produce de manera habitual van a perder la laxitud, provocando que estos episodios se faciliten.
  • El anillo cartilaginoso de la articulación también se va a ver afectado.
  • Hay que tener cierta precaución cuando estemos ante una luxación de hombro, ya que en ocasiones puede que lleve asociado algún pinzamiento de alguno de los nervios de la zona.

Concluyendo este punto podemos resumir que en ambos casos el dolor es el principal síntoma. Pero en el caso de las luxaciones lleva asociado la imposibilidad total de mover el hombro y en el caso de las tendinitis el paciente si que conserva cierto rango de movimiento.

 

Causas de la Tendinitis

En este apartado vamos a explicar cuáles son las principales o las causas más comunes por las que se puede padecer o sufrir una tendinitis de hombro.

Pues bien, las causas son:

  • Puede ser debido a la repetición continuada de un mismo movimiento. Provocando con ello la fatiga de los músculos y de los tendones. Por ello al final los tendones tienden a tensionarse y a inflamarse.
  • Aquellas personas cuya profesión conlleve realizar ciertos movimientos que produzcan una sobrecarga de la zona. Podemos nombrar como ejemplo de este punto a aquellas personas que se dediquen a la construcción y tengan que hacer uso de algún tipo de maquinaria que produzca vibración, o bien a los pintores.
  • La edad también puede ser un factor importante a la hora de poder sufrir o padecer este tipo de patologías. Esto es debido que a medida que vamos envejeciendo, nuestros tendones van perdiendo elasticidad y por lo tanto se van haciendo cada vez más flexibles. Esto provoca que la articulación se vaya haciendo cada vez más rígida, imposibilitando que se realice los movimientos con normalidad. Y por lo tanto se tendrá que forzar el movimiento para conseguir un rango articular completo.

edad hombre mayor

 

  • El realizar ciertos deportes también puede provocar el sufrir una Tendinitis de hombro. Estos deportes a los que nos referimos pueden ser Golf, Natación, Tenis etc.
  • Y por último podemos decir que otra causa puede ser debido a un traumatismo fuerte que se produzca sobre el hombro. Como por ejemplo una caída.

Causas de la Luxación de Hombro

La principal causa de las luxaciones de hombro es traumática.

Es decir, cuando se produce una luxación de hombro es porque hay un golpe contra él. Pero en el momento del choque además el paciente tiene que tener una postura en la que su articulación esté forzada en algún movimiento.

Hay que decir que las luxaciones son mucho más frecuentes que se produzcan en pacientes jóvenes. Pero eso no quita que otros pacientes con otro rango de edad la sufran.

Por otro lado, en el momento que ya se produce una luxación la estructura de la articulación sufre cambios considerables, siendo probable que se vuelva a producir un nuevo episodio. Por lo tanto, esta es otra de las causas de luxación de hombro.

Cuando se repiten los episodios de luxación, se las denominan luxaciones de repetición.

 

Tratamientos para la Tendinitis de Hombro

Inicialmente las Tendinitis de hombro se deben tratar con un tratamiento conservador. Es decir, debemos centrarnos en un tratamiento farmacológico prescrito por el médico y un tratamiento fisioterápico.

Pero en este caso nos vamos a centrar en el tratamiento fisioterápico.

El objetivo del tratamiento fisioterápico va a ser:

  • Bajar o reducir la inflamación.
  • Eliminar el dolor.
  • Conseguir de nuevo el rango articular.
  • Fortalecer la musculatura.

Para conseguir estos objetivos el tratamiento fisioterápico va a tener varias fases:

 

PRIMERA FASE:

En esta fase el objetivo que nos marcamos es bajar la inflamación y reducir el dolor.

Para ello podemos realizar:

  • Electroterapia analgésica.
  • Aplicar hielo que nos va a ayudar a bajar la inflamación y a reducir el dolor.

 

SEGUNDA FASE:

Podemos decir que estamos en esta fase cuando el paciente no tenga dolor en su hombro. Entonces es el momento de recuperar la movilidad de su hombro.

Para ello el tratamiento que podemos seguir es el siguiente:

  • Aplicar Punción seca.
  • Podemos hacer uso de una técnica de masaje que es el masaje trasverso profundo, también conocido por masaje de Cyriax.
  • Pero además es muy importante que realicemos ejercicios para permitir la descompresión articular que presente el paciente. Cuando se realicen estos ejercicios hay que tener en cuenta que deben ser completamente personificados.
  • Pero además seguiremos con el tratamiento propuesto en la primera fase.

fisioterapia de luxación de hombro

 

TERCERA FASE:

El objetivo de eta fase es conseguir recuperar el tono muscular de los músculos que se han visto afectados. Pero además realizaremos ejercicios de estiramientos para conseguir la flexibilidad completa de los tendones y de los músculos.

ejercicios de hombro

 

Debemos hacer hincapié que este es un ejemplo de tratamiento. Todos los tratamientos deben ser completamente personificados e individualizados para cada paciente. Ya que ha y que tener en cuenta ciertos factores que puedan rodear al paciente.

En el caso que el tratamiento conservador no sea efectivo, nos podríamos plantear la opción de cirugía. Esta posibilidad debe ser valorada por el médico.

 

Tratamientos para la Luxación de hombro

En el momento que se sufre una luxación de hombro, lo primero que se debe realizar es la colocación de nuevo de la cabeza de húmero. Para ello es muy importante que lo realice el correspondiente personal sanitario.

Una vez que esté colocado el hombro el paciente durante unos días deberá llevar el brazo en cabestrillo. Y además se deberá realizar las correspondientes pruebas radiodiagnósticos correspondientes para ver si existe afectación de otras estructuras del hombro.

Una vez que se ha pasado esta fase, es el momento de iniciar con el correspondiente tratamiento fisioterápico.

El tratamiento fisioterápico va a tener unos objetivos. Estas metas a conseguir son:

  • Conseguir de nuevo el rango articular.
  • Obtener la estabilidad de la articulación. Para ello es muy importante los ejercicios de fortalecimiento.

Para conseguir estos objetivos los fisioterapeutas podemos hacer uso de diferentes técnicas que las iremos utilizando según en la fase de tratamiento del paciente.

PRIMERA FASE:

Esta primera fase es cuando el paciente está inmovilizado. Al estar con el brazo en cabestrillo, debemos estirar y relajar la musculatura cervical y de la región escapular. El objetivo es evitar que el resto de la musculatura se retraiga y se contracture.

En el caso que el paciente presente una inflamación importante del hombro se le puede aplicar drenaje linfático manual, para ayudar a bajar la inflamación que pudiera tener.

fisioterapia

 

SEGUNDA FASE:

Una vez que el paciente deja de tener el brazo inmovilizado es el momento de iniciar con la recuperación de la movilidad. Para ello realizaremos:

– Movilizaciones del hombro.

– Aplicaremos técnicas manuales.

– Y, por último, iremos introduciendo ejercicios. Cuando se realicen estos ejercicios debemos tener en cuenta la evolución del paciente y se deben realizar de manera progresiva.

 

TERCERA FASE:

En esta última fase nos centraremos en realizar ejercicios de potenciación de la musculatura, con el objetivo de darle estabilidad a la articulación del hombro

En el caso que el paciente presente luxaciones repetidas, es el momento de plantear la posibilidad de cirugía. Cuando se sufren estas luxaciones es porque los ligamentos han perdido toda la elasticidad y dejan de hacer su función.

 

¿Se pueden prevenir la Tendinitis y la Luxación de Hombro?

Por supuesto podemos prevenir estas dos lesiones. Sólo hay que seguir una serie de recomendaciones que te vamos a indicar a continuación:

  • Es importante que se eviten todas aquellas actividades o movimientos que produzcan en la articulación demasiada tensión tanto a los tendones como a los ligamentos.
  • En el caso de las tendinitis, es importante que después de cada ejercicio es fundamental realizar los correspondientes estiramientos.
  • Cuando estés trabajando o haciendo una actividad deportiva, es necesario que adoptes una correcta higiene postural. Con ello evitarás que la articulación y los tendones estén demasiado en tensión.
  • Cuando se vaya a realizar o a practicar algún deporte es importante que calentemos correctamente antes. Con ello evitaremos que los músculos se sobrecarguen.
  • Si ya has sufrido alguna luxación es importante que realices ejercicios de fortalecimiento del hombro. Con estos ejercicios conseguirás estabilizar la articulación y evitarás futuras luxaciones.

estiramiento

 

Bueno hasta aquí el artículo de esta semana sobre las Tendinitis y las Luxaciones de hombro.

Espero que os haya resultado interesante y que hayáis aprendido algo más sobre estas dos patologías.

Si a lo largo del artículo te ha surgido dudas o preguntas, las puedes dejar en el apartado de comentarios y las contestaremos. Pero si por lo contrario tu consulta la quieres hacer de manera personal, nos puedes llamar y atenderos y resolveremos tu duda de manera completamente individualizada.

Y, recuerda compartir este artículo, le puede ser de gran utilidad a otras personas.

 

Clínica Fuensalud. Carlos Molina Caldeiro, Fisioterapeuta Colegiado Nº 1392

Share your thoughts