10 Recomendaciones para evitar los Ataques de Gota por Clínica Fuensalud

10 Recomendaciones para evitar los Ataques de Gota

Bienvenidos de nuevo al blog de Podología de Clínica Fuensalud. Esta semana vamos a tratar sobre el tema de la Gota.

Probablemente hayas oído hablar sobre esta enfermedad o bien, si es tu caso, la sufras.

A lo largo de este artículo os vamos a ir explicando cosas muy interesantes tales como, por ejemplo:

  • Conocer exactamente cuál es la definición de esta enfermedad.
  • Cuáles son las causas por las que se desarrolla la Gota.
  • Síntomas más característicos.
  • Cuáles son los tratamientos a seguir cuando existe esta patología.
  • Y además os vamos a dar unos consejos para que podáis prevenir los temidos ataques de Gota.

Sin mas dilaciones, vamos a comenzar a desarrollar el artículo. Espero que os sea de utilidad y que despeje algunas dudas que podáis tener.

 

¿Qué es la Gota?

En multitud de ocasiones hemos oído hablar de esta enfermedad, pero en ocasione no sabemos muy bien qué es y cómo se puede desarrollar la Gota.

Pues bien, la Gota es considerada una enfermedad reumática que se produce debido a que se acumula en las articulaciones unos microcristales de ácido úrico, generando artritis.

Cuando esta acumulación de microcristales es importante van a formar debajo de la piel de la articulación unos pequeños bultitos que se les van a denominar tofos. Además, estos pequeños acúmulos de cristales se van a poder palpar con gran facilidad.

Pie por Clínica Fuensalud

Es importante mencionar que cuando se producen estos tofos es fundamental controlarlos, ya que se pueden llegar a depositar en las vías renales, llegando incluso a provocar cólicos nefríticos o bien alteraciones en el correcto funcionamiento del riñón.

 

Causas de la aparición de la Gota

Principalmente la causa por la que una persona sufre de Gota es debido a un aumento de ácido úrico en la sangre.

El ácido úrico es una sustancia que se disuelve o se diluye en la sangre, para después expulsarlo a través de la orina.

Pero por otro lado debemos comentar que otra causa por las que se puede padecer la enfermedad de la Gota, es debido a un mal funcionamiento del riñón. El riñón es el órgano encargado de filtrar el ácido úrico que genera nuestro cuerpo.

Así pues, cuando el riñón no realiza un correcto filtrado, se produce un aumento de ácido úrico en sangre y por consiguiente se pueden sufrir ataques de Gota.

Debemos decir que existen varios factores de riesgo por los que una persona puede llegar a sufrir esta patología.

Factores de riesgo:

  • Si se sufre hipertensión arterial. Pero además existen otra serie de afecciones médicas que hacen que el paciente tenga un alto porcentaje para sufrir Gota. Alguna de estas afecciones que podemos señalar están como por ejemplo diabetes, enfermedades cardiacas, alteraciones metabólicas y enfermedades renales.

Hipetensión Arterial por Clínica Fuensalud

  • El consumo excesivo de alcohol.
  • Por otro lado, si se consume de manera excesiva alimentos que contengan un alto porcentaje de ácido úrico. Un ejemplo de estos alimentos son los mariscos o la carne roja.
  • Padecer obesidad es otro factor de riesgo importante para poder padecer o sufrir Gota, ya que el organismo genera más ácido úrico y a los riñones les cuesta más filtrar la sangre.

Obesidad por Clínica Fuensalud

  • Se ha comprobado que la Gota tiene un cierto componente familiar. Es decir, si hay algún familiar que haya sufrido esta enfermedad, aumentan las probabilidades para poder padecerla.
  • Y el hipotiroidismo es otro factor de riesgo que podemos mencionar.

 

Estudios han demostrado que la Gota afecta más a los hombres cuya edad esté comprometida entre los 30 y los 50 años de edad.

Es más frecuente en los hombres, ya que las mujeres tienen menos nivel de ácido úrico en sangre. Pero esto cambia en el momento que las mujeres llegan a la menopausia que los niveles de ácido úrico en sangre aumentan considerablemente debido al estado hormonal que se experimenta.

 

Síntomas de ésta enfermedad

Es importante señalar que todos los signos y todos los síntomas de la Gota se van a experimentar de una manera inesperada y fulminante.

Pues bien, una vez hecha esta pequeña aclaración sobre la Gota, vamos a indicar cuáles son los principales síntomas:

  • El síntoma más característico o el más llamativo es el dolor que se experimenta. Este dolor es muy intenso.

Habitualmente la gota suele afectar sólo a una articulación que por lo general suele ser el primer dedo del pie, es decir, el dedo gordo.

Dolor por gota en Clínica Fuensalud

Pero esto no significa que otras articulaciones estén exentas de verse afectadas. Otras articulaciones dónde también puede aparecer Gota son: las manos, más concretamente en las muñecas y en los dedos. Las rodillas y los codos.

Este dolor cuando aparece casi siempre es nocturno y los pacientes lo describen cómo un dolor intenso e insoportable.

Por lo general este dolor tan intenso suele durar unas 12 horas aproximadamente.

  • Con los ataques de Gota, es aspecto de la articulación se ve alterada. Habitualmente la articulación está inflamada y enrojecida. Pero además la articulación presenta un aumento de la temperatura.
  • Al estar hincha la articulación se van a presentar ciertas limitaciones al movimiento.
  • Cuando el ataque de Gota es importante el paciente incluso puede llegar a desarrollar fiebre o algo de febrícula.
  • En algunos casos cuando el ataque de Gota es considerable pueden aparecer debajo de la articulación pequeños bultos. Estos bultos corresponden a una importante acumulación de cristales y a esto se le conoce por el nombre de tofo. Estas pequeñas prominencias son muy fáciles de palpar.

Como hemos comentado anteriormente los ataques de Gota se producen de una manera repentina. La duración de esta crisis puede variar, pero por lo general dura unos días.

Esto no significa que esta crisis se quede aquí, a partir de ello se pueden desencadenar una serie de crisis que pueden variar en el tiempo. Pero a lo largo de un año el paciente puede sufrir varias crisis. La intensidad, la duración y el distanciamiento entre ataque y ataque de Gota van a ser proporcionalmente equivalentes a la cantidad de ácido úrico que presente en sangre.

 

Tipos o Grados de Gota

Como hemos comentado anteriormente los ataques de Gota son proporcionales a la cantidad de ácido úrico que presente cada persona en sangre.

Es por ello que existen varios grados:

  • GRADO I O GOTA AGUDA. También se las conoce con el nombre de Gota Recurrente. En este tipo de casos los ataques suelen aparecer en una única articulación. Estas crisis pueden aparecer varias veces a lo largo de un año.
  • GRADO II O GOTA CRÓNICA. Este tipo de procesos son generalmente debidos a que no se ha tratado correctamente la gota. Además, las crisis son muy frecuentes, con presencia de tofos.

Así pues, debemos mencionar que en este tipo de casos hay más de una articulación afectada. Que como hemos comentado anteriormente suelen ser en codos, rodillas, muñeca y dedos de la mano.

  • GRADO III O PSEUDOGOTA. Cuando el paciente presenta este grado de afectación, los ataques son cada vez más recurrentes. Pero además los acúmulos de cristales llegan incluso a afectar a las vías renales, generando cólicos nefríticos.

 

¿Cómo se debe diagnosticar?

Es muy importante realizar un correcto y rápido diagnóstico, para comenzar lo antes posible con un adecuado tratamiento. De esta manera evitaremos que la articulación sufra y por consiguiente que se erosione.

Para poder realizar este diagnóstico el facultativo correspondiente puede solicitar al paciente la realización de las siguientes pruebas diagnósticas:

  • ANÁLISIS DE SANGRE. – Con este tipo de prueba se va a comprobar los niveles de ácido úrico que hay en sangre. Aunque hay que decir que no es una prueba concluyente, ya que nos pueden llevar a error. Es decir, hay personas que pueden presentar niveles altos de ácido úrico y no desarrollar Gota. Y del mismo modo, hay pacientes que pueden tener niveles muy bajos de ácido úrico y si padecerla.

Análisis de Sangre por Clínica Fuensalud

  • ANÁLISIS DEL LÍQUIDO SINOVIAL. – El líquido sinovial es un líquido que se localiza en las articulaciones y tiene un aspecto transparente. Su función principalmente es la de proteger el cartílago que hay en la articulación. Pues bien, cuando los análisis de sangre no son muy concluyentes, el médico puede solicitar la extracción de un poco de este liquido para poder analizarlo. En este estudio se podrá comprobar la cantidad de microcristales que hay.

Líquido Sinovial por Clínica Fuensalud

  • RADIOGRAFÍA (RX). – Cuando se solicita este tipo de prueba es para poder descartar otro tipo de patología que también pueda producir inflamación en la articulación.
  • ECOGRAFÍA. – Gracias a la Ecografía se podrá detectar de una manera muy sencilla y rápida el aspecto que tienen los tofos.
  • TOMOGRAFÍA COMPUTARIZADA. – Con este tipo de prueba diagnóstica también podremos detectar el estado de la articulación. Debido al alto coste que tiene realizar este tipo de pruebas y al no arrojar datos realmente interesantes o diferentes a otras pruebas, por lo general no se suelen realizar.

 

Tratamiento a seguir en la Gota

Como hemos indicado anteriormente es muy importante comenzar lo antes posible con un correcto tratamiento, ya que de esta manera se evitará que la articulación sufra y por consiguiente se generen otras patologías adicionales.

El tratamiento a seguir va a constar fundamentalmente de medicación y sobre todo realizar una correcta prevención para no aumentar los factores de riesgo para sufrir un ataque de Gota.

La ingesta de medicación la debe prescribir el médico correspondiente, una vez evaluado al paciente y una vez que ha estudiado en profundidad los resultados que hayan arrojado las pruebas diagnósticas que se hayan realizado.

El tratamiento a seguir se va a basar, por un lado:

  • En reducir y estabilizar los niveles de ácido úrico en sangre.
  • Y además en reducir el dolor que generan los brotes de Gota.

Por otro lado, es fundamental seguir una serie de recomendaciones para evitar en la medida de lo posible a largar la distancia de tiempo entre una crisis y otra.

 

10 Recomendaciones para evitar los Ataques de Gota

Como hemos comentado en el punto anterior es muy importante realizar el tratamiento médico que el facultativo haya prescrito.

Pero igual de importante es seguir una serie de recomendaciones para evitar sufrir ataques.

En este punto te vamos dar unos consejos, que si los sigues reducirás y espaciarás claramente el tiempo entre crisis y crisis.

1.- Si tienes sobrepeso es fundamental que consigas alcanzar un peso adecuado para tu edad y tu estatura. Si lo consigues reducirás considerablemente disminuir los niveles de ácido úrico.

Dieta por Clínica Fuensalud

2.- Es muy importante que mantengas una dieta rica y equilibrada libre de proteínas que contengan un alto porcentaje en purinas (carne roja, marisco, embutido, pescado azul, queso curado, bebidas que tengan un alto contenido en azúcares etc.).

 

3.- En el punto anterior hemos comentado que es conveniente seguir una dieta rica y equilibrada. La mejor dieta que puedes realizar es la dieta mediterránea.

Dieta Mediterránea contra la gota por Clínica Fuensalud

4.- Todos los alimentos que hemos nombrado anteriormente que es importante excluir de la dieta, los puedes sustituir por frutas y verduras.

Entre las frutas que puedes consumir están:

  • Plátano.
  • Manzanas.
  • Limón.
  • Naranjas.
  • Cerezas.

Naranja por Clínica Fuensalud

Y entre las verduras aconsejadas están:

  • Cebolla
  • Apio
  • Ajo

Cebolla y Ajo contra la gota por Clínica Fuensalud

5.- Se ha demostrado que el consumo de Vitamina C, ayuda a reducir los niveles de ácido úrico en sangre.

Es por ello que es importante que incluyas en tu dieta alimentos como por ejemplo la mandarina, el kiwi o la naranja.

Kiwi contra la gota por Clínica Fuensalud

6.- Evita consumir alcohol ya que aumentan la formación de ácido úrico.

La cantidad de agua que se recomienda tomar a lo largo del día es de un litro y medio y dos litros.

Además, si eres una persona propensa a sufrir cólicos nefríticos, el consumo habitual de agua te va a ayudar a disminuirlos.

 

7.- Es importante que el médico te marque con que frecuencia debes realizarte controles del ácido úrico.

 

8.- Del mismo modo al igual que es importante que controlar el ácido úrico para prevenir los ataques de Gota, también se debe controlar los niveles de azúcar en sangre y el colesterol.

 

9.- Si tu médico te ha pautado una medicación es muy importante que la sigas tal y como él te ha indicado.

Medicación contra la gota por Clínica Fuensalud

10.- La Gota es de las pocas enfermedades reumáticas que tienden a curarse. Solo se debe tener paciencia y tener controlado todos los niveles para que no se formen los microcristales que pueden desencadenar un ataque de Gota.

 

Conclusión

En un principio un ataque de Gota es una dolencia que provoca dolor en una articulación que por lo general se localiza en el dedo gordo del pie.

Una crisis de este tipo puede durar unos días, aproximadamente entre 5 y 10 días.

Este tipo de dolor aparece de manera repentina y es debida a un acumulo de microcristales de ácido úrico que se van a depositar en la articulación, provocando a parte del dolor, inflamación, limitación al movimiento y enrojecimiento de la misma.

Pero existen casos que son más extremos y que pueden llegar a producir grandes alteraciones en la articulación. Y no sólo esto si no que además puede generar la formación de cálculos renales, poniendo en compromiso el correcto funcionamiento del riñón.

Es por esto que es muy importante realizar un rápido diagnóstico para comenzar lo antes posible con un tratamiento.

Este tratamiento es más efectivo si se combina con una serie de recomendaciones para favorecer la disminución de los niveles de ácido úrico.

 

Clínica Fuensalud, Departamento de Podología

Enlaces de interés sobre el tema tratado:

 

Share your thoughts