Fisioterapia del suelo pélvico para la incontinencia urinaria por Clínica Fuensalud

Fisioterapia del suelo pélvico para la incontinencia urinaria

Bienvenidos de nuevo a nuestro blog. Cade vez se oye hablar de estos dos conceptos, sobre la incontinencia urinaria y sobre la Fisioterapia del suelo pélvico.

Pero debemos decir que esta especialidad de la Fisioterapia hoy en día sigue siendo una gran desconocida para muchas personas, sin saber los grandes beneficios que puede aportar en ciertas patologías del suelo pélvico.

Con este artículo quiero enseñarte cuáles son las disfunciones más frecuentes que se pueden sufrir a nivel pélvico. Pero además podrás descubrir en qué consiste esta disciplina y cómo se realizaría el tratamiento fisioterápico para las diferentes disfunciones que se puedan sufrir en el suelo pélvico.

Sin más preámbulos vamos a comenzar a desarrollar este artículo.

 

Introducción

La zona o región del suelo pélvico juega un papel mucho más importante de lo que pensamos.

Gracias al suelo pélvico podemos:

  • Controlar nuestra postura.
  • Mantener un correcto control sobre la micción y la defecación.
  • Se puede impedir que se produzca un prolapso o caída de los órganos pélvicos.
  • O para poder mantener unas relaciones sexuales plenas y satisfactorias.

Como podéis ver es muy importante el suelo pélvico. Aunque hay que señalar que muchas personas sufren algún tipo de alteración o de disfunción, pero por pudor o por vergüenza no se atreven a comentarlo.

Por otro lado, este tipo de alteraciones en el suelo pélvico, por lo general suele dar en mujeres que en hombre. Pero esto no significa que los hombres no estén exentos de sufrir algún tipo de disfunción, ya que ellos también poseen suelo pélvico.

Cuando aparece un problema de este tipo la persona que lo sufre puede llegar a ver como su calidad de vida también se ve afectada. Es decir, su calidad de vida sufre un deterioro ya que no le va a permitir ser una persona completamente libre, ya que su autonomía se va a ver afectada. Pero además este tipo de disfunciones también van a afectar al ámbito, laboral, social, psicológico e incluso sexual.

Pero para poder entender mejor todo lo que vamos a ir desarrollando a lo largo de este artículo, es necesario que se haga una pequeña mención de la anatomía del suelo pélvico.

 

Anatomía del Suelo Pélvico

El suelo pélvico es un conjunto de estructuras que se sitúan en la parte inferior o debajo del abdomen y cuya función es la de proporcionar:

  • Sostén o soporte a los órganos pélvicos que son recto, vagina, útero y vejiga.
  • Estabilidad a la región lumbar.
  • Actúan sobre la postura.

Estas estructuras que hemos mencionado anteriormente corresponden a:

  • HUESOS. La zona pélvica está compuesta por cuatro estructuras óseas:

– Dos huesos ilíacos.

– El sacro.

– El coxis.

  • ARTICULACIONES. La pelvis posee también cuatro articulaciones:

– 2 articulaciones sacroilíacas.

– La articulación sacrocoxígea.

– La sínfisis del pubis.

  • LIGAMENTOS.
  • MÚSCULOS. Son muchos los músculos que intervienen, pero sólo los vamos a nombrar:

– Plano Profundo:

–  Región Anterior:

– Pubovaginal.

– Puborectal.

– Región Posterior:

– Elevador del ano.

– Íleo-coxígeo.

– Isquio-coxigeo.

– Plano Medio:

– Transverso profundo.

– Esfínter estriado de la uretra.

– Plano Superficial:

– Esfínter estriado del ano.

– Transverso Superficial.

– Bulbo-cavernoso.

– Isquio-cavernoso.

 

Disfunciones de un Suelo Pélvico debilitado

Como hemos comentado anteriormente la principal función del suelo pélvico es la de sostén.

Cuando el suelo pélvico presenta algún tipo de disfunción se pueden sufrir ciertas patologías. En este punto os vamos a nombras algunas de las más importantes y sobre todo las que habitualmente solemos tratar con Fisioterapia.

Pues estas disfunciones a las que estamos haciendo referencia son las siguientes:

  • Incontinencia urinaria, que quizás es la más frecuentemente es sufrida tanto por hombre como por mujeres.
  • Incontinencia de gases o fecal.
  • Urgencia urinaria. Cuando se presenta esta disfunción, aparece una necesidad imperiosa de miccionar, sin poder aguantar la orina, provocando un dolor bastante fuerte en la vejiga.
  • Polaquiuria. Este concepto significa que se hacen un gran número de micciones a lo largo del día. Pero hay que decir que cada micción se caracteriza por una escasa cantidad de orina expulsada.
  • Prolapso de los órganos que se sitúan en el suelo pélvico. Es decir, es el descenso o caída de los órganos.
  • Incontinencia urinaria de esfuerzo. Es decir, aparecen pequeñas pérdidas o escapes de orina cuando se realiza algún esfuerzo como por ejemplo toser, estornudar o cuando se realiza algún esfuerzo físico.

Estornudar por Clínica Fuensalud

  • Pero además cuando el suelo pélvico se ve afectado también puede aparecer un estreñimiento.
  • E incluso en ocasiones estas alteraciones en el suelo pélvico pueden llegar a ocasionar un dolor pélvico que a veces es bastante fuerte.

Dolor en el vientre por Clínica Fuensalud

  • Hay que decir que después del parto se produce una gran debilidad de las diferentes estructuras del suelo pélvico conllevando esto a que puedan aparecer cualquiera de las patologías nombradas anteriormente.

Embarazo y el suelo pélvico por Clínica Fuensalud

¿Qué elementos o factores debilitan el Suelo Pélvico?

Cuando el suelo pélvico se ve afectado puede ser por diversas causas.

En este punto os vamos a señalar los diversos elementos que ponen en peligro el suelo pélvico.

Estos elementos son:

  • Un factor puede ser la obesidad.

Obesidad por Clínica Fuensalud

  • El embarazo.
  • El parto.
  • Realizar ciertos deportes de impacto como pueden ser correr o saltar.
  • En aquellas profesiones en las que se tengan que estar mucho tiempo de pie.
  • La menopausia puede ser otro factor que puede debilitar el suelo pélvico.
  • La propia edad. Es decir, a medida que se van cumpliendo años todas las estructuras de suelo pélvico van perdiendo su consistencia y por lo tanto pueden aparecer diversas patologías.
  • Aquellos pacientes que sufren cualquier afección respiratoria que le implica padecer una tos crónica. Ya que con la tos continua y constante se ejerce mucha presión sobre las diferentes estructuras del suelo pélvico.
  • El tabaquismo también es otro factor que influye.
  • El uso continuado de tacones es un factor que puede debilitar el suelo pélvico. Esto es debido que cuando usamos tacones nuestro centro de gravedad se ve desplazado hacia delante, provocando con ello que tengamos que aumentar la curvatura a nivel lumbar. Esto va a incitar que llevemos las diferentes presiones abdominales hacia delante de la zona del periné.

 

La fisioterapia y el Suelo Pélvico

La Fisioterapia del suelo pélvico es una rama dentro de la Fisioterapia, que va a ser la encargada de evaluar, de tratar, restablecer y prevenir las diferentes disfunciones o patologías que se produzcan a este nivel, tanto en hombres como en mujeres.

Hay que decir, que en la actualidad es una disciplina que para muchos es una gran desconocida, pero que puede aportar grandes beneficios.

Como habéis podido comprobar la Fisioterapia del suelo pélvico abarca el tratamiento de muchas afecciones del suelo pélvico.

Los Fisioterapeutas cuando estamos ante un caso de este tipo, debemos ser muy rigurosos con la primera exploración o evaluación del paciente.

En esta primera exploración vamos a obtener importantes datos para poder proponer al paciente un tratamiento específico para la disfunción que presenta el paciente.

Estos datos tan importantes que vamos a recabar los vamos a conseguir ya que se va a valorar:

  • Por un lado, el estado de la musculatura.
  • Debemos observar la postura que generalmente tiene el paciente. Esto nos va a indicar cómo y dónde se sitúa su centro de gravedad.
  • Hay que ver el estado y la fuerza que presenta la musculatura abdominal.
  • También hay que estudiar el estado de la pelvis.
  • Y del mismo modo también debemos examinar el diafragma.

Toda esta información la vamos a adquirir mediante la observación y la palpación de las diferentes regiones nombradas anteriormente.

Es importante señalar que todos los tratamientos que se realicen y que se propongan deben ser personificados e individualizados, ya que hay que tener en cuenta muchos factores y las circunstancias de cada paciente.

 

Técnicas de Fisioterapia para tratar disfunciones del suelo Pélvico

Una vez que hemos realizado el estudio previo, es el momento de proponer e informar al paciente del tratamiento más adecuado para su disfunción.

Los Fisioterapeutas expertos en suelo pélvico, podemos hacer uso de técnicas para mejorar cualquier anomalía que presente el suelo pélvico.

Estas técnicas a las que estamos haciendo referencia son las siguientes:

  • TÉCNICAS MANUALES las cuales nos van a ayudar a recuperar la movilidad y el equilibrio de los músculos, articulaciones y ligamentos.

Dentro de estas técnicas manuales podemos realizar masajes, estiramientos, osteopatía y liberaciones miofasciales.

 

  • HIPERTERMIA. Son aparatos de radiofrecuencia, que van a producir un aumento de la temperatura y por consiguiente van a favorecer y a aumentar el flujo sanguíneo. Y por consiguiente van a aportar a la zona un incremento del intercambio de nutrientes y de oxígeno a los diferentes tejidos.

Esta hipertermia es muy efectiva en los casos que existan queloides, en las cesáreas o cicatrices que provoquen dolor.

 

  • ELECTROESTIMULACIÓN. El objetivo de la electroestimulación es aumentar la fuerza de los músculos del suelo pélvico y para ello hace uso de pequeños impulsos eléctricos.

Es muy efectivo en los casos de incontinencia urinaria y en los casos de urgencia urinaria.

 

  • CAMPO MAGNÉTICO PULSADO. Los campos magnéticos son ondas magnéticas que van a ayudar a la recuperación y regeneración de las células. Pero además va a favorecer la disminución de la inflamación y por consiguiente va a ayudar a relajar la musculatura.

Es habitual utilizarlos en los casos que exista una cesárea muy dolorosa o bien después de un parto.

 

  • TÉCNICAS DE BIOFEEDBACK. Gracias a estas técnicas el paciente va a tomar consciencia de su zona pélvica, por lo que podrá poco a poco ir controlando ciertos impulsos.

Biofeedback por Clínica Fuensalud

  • GIMNASIA ABDOMINAL HIPOPRESIVA. Es el aprendizaje y realización de una serie de ejercicios que van a estar principalmente enfocados en tonificar la musculatura abdominal. Pero además va a favorecer en general la postura del paciente, para que su centro de gravedad esté bien situado y por consiguiente no ejercer presión sobre las estructuras de la zona pélvica.

Es muy efectivo para poder mejorar las incontinencias urinarias por urgencia y para evitar el descenso o el prolapso de los órganos.

Hipopresivos para suelo pélvico por Clínica Fuensalud

 

Tratamiento de Fisioterapia para la incontinencia urinaria

En el apartado anterior hemos nombrado las técnicas más habituales que se suelen realizar generalmente cuando existe cualquier desorden del suelo pélvico.

Pero, ¿cuál sería exactamente el tratamiento a seguir en el caso que exista una incontinencia urinaria?

Hay que decir que la incontinencia urinaria es una de las afecciones más comunes que se suelen tratar.

Pues bien, el tratamiento a seguir en los casos de incontinencia urinaria sería el siguiente:

  • En el caso que existe una modificación de la curvatura de las lumbares, hay que corregirla.
  • Electroterapia.
  • Ejercicios de Kegel.
  • En el caso que exista un bloquea a nivel del diafragma deberíamos desbloquearlo.
  • Debemos aplicar técnicas de Biofeedback.
  • Es importante saber la posición que presenta el coxis.
  • Hay que enseñar al paciente a realizar ejercicios abdominales y pélvicos.
  • Por otro lado, hay que proponer al paciente un calendario y unos horarios para que vaya al baño y orine.
  • Y por último es muy importante trabajar todas las fascias del suelo pélvico.

Hay que comentar que este tratamiento que acabamos de exponer es sólo un ejemplo. Como hemos comentado anteriormente todos los tratamientos que se apliquen para el suelo pélvico deben ser completamente personalizados e individualizados.

 

¿Cómo prevenir las Disfunciones del Suelo Pélvico?

Como cualquier patología por supuesto que podemos adoptar ciertas medidas para evitar en un futuro sufrir diversas disfunciones a nivel del suelo pélvico.

Los consejos que te proponemos son:

  • Puedes trabajar la zona para fortalecer la musculatura.
  • Si está embarazada, es conveniente que antes del parto prepares el suelo pélvico. Esto te facilitará el parto, pero además evitarás futuras anomalías en suelo pélvico. Pero tan importante es el trabajo que se antes del parto como el trabajo que se realice después. Es fundamental continuar ejercitando y trabajando toda la región.
  • Evita realizar deportes de impacto, ya que debilita el suelo pélvico. Para sentirte en forma es mejor practicar Yoga, Pilates o Gimnasia Hipopresiva.

Correr por Clínica Fuensalud

  • Es muy importante mantener una postura correcta. Para ello es fundamental que mantengas una buena higiene postural.

Como habéis visto son consejos muy sencillos y que se pueden llevar a cabo de una manera muy cómoda.

 

Hasta aquí este artículo sobre todo le referente al suelo pélvico.

Espero que haya sido de vuestra utilidad.

Si a lo largo del artículo os han surgido preguntas, no dudéis en formularlas en el apartado de comentarios y las contestaremos.

Y recuerda compartir este artículo, ya que puede ser de gran ayuda para otras personas.

 

Clínica Fuensalud, Teresa Leo Jiménez Colegida número 1651

 

Enlaces de interés:

Sociedad Española de Fisioterapia en Pelviperineología

Asociación de Dolor Pélvico Crónico

Share your thoughts