Pie de Atleta en Clínica Fuensalud

Pie de Atleta

¿Sufres de Pie de Atleta?

El tema que vamos a tratar en esta ocasión, es referente al pie de atleta.

El pie de atleta es una enfermedad que afecta a la piel. Se trara de una enfermedad muy común, ya que está en el ranking de las 10 enfermedades más comunes de la piel. Según un estudio realizado por el Departamento de Dermatología del Hospital Doce de Octubre de Madrid afecta a 8 de cada 10 personas.

Si quieres saber cómo se contagian, cómo curarlos o bien cómo los puedes prevenir, entonces no dejes de leer este artículo. Aquí te lo explican los expertos Podólogos de Clínica Fuensalud.

¿Qué es el Pie de Atleta?

El pie de atleta es una enfermedad muy contagiosa que está producida o provocada por un hongo. Suele afectar inicialmente a la zona de los pies y más concretamente a los dedos de este. Este hongo lo que hace es comerse las células de la piel muerta.

El hongo que produce el pie de atleta, pertenece a la familia de los dermatofitos.

El pie de atleta también es conocido o llamado por los nombres:

  • Hongos en los pies.
  • Infección micótica en el pie.
  • Tiña de los pies o tiña podal.

 

Aunque el nombre más común y cómo normalmente se le llama es pie de atleta.

Hemos comentado anteriormente que el hongo suele afectar inicialmente a los dedos de los pies. Pero más concretamente debemos hacer mención que se inicia en los espacios interdigitales del cuarto y quinto dedo del pie. Es decir, aparece entre los dedos del cuarto y quinto.

Pero además si esta enfermedad no se trata a tiempo, el hongo se puede expandir o extender hacia la planta del pie y hacia el talón.

Es una patología que suele ser más frecuente o suele tener más reincidencia, en los hombres que en las mujeres. Da igual que sea una persona adulta o un niño. En el caso de que el paciente tenga una edad temprana, el pie de atleta suele darse con más frecuencia en adolescentes.

Tipos de Pie de Atleta

Existen varios tipos de pie de atleta. Su clasificación se va a realizar en función de dos factores:

– Según la cepa del hongo.

-Y, según la zona que esté afectada.

 

En función de esta clasificación, podemos decir que existen varios tipos de pie de atleta. Los cuales son:

  • Tinea Pedis Interdigital. Este tipo de pie de atleta es el más común. Y es el que normalmente se suele ver en las consultas de podología. Suele darse o aparecer en el espacio interdigital del cuarto y quito dedo del pie. Además se va a caracterizar, por que el paciente presenta un fuerte olor en sus pies, picor y ardor en los mismos.
  • Tinea Pedis Inflamatoria. En este tipo de pie de atleta, el paciente suele presentar dolor y además pequeñas ampollas. Estás pequeñas ampollas es frecuente encontrarlas en la zona interna del pie. Aunque en ocasiones es también fácil encontrarlas en la planta del pie y más concretamente en arco plantar. Es importante decir que estas ampollar se pueden drenar, para poder aliviar un poco el dolor del paciente.
  • Tinea Pedis Mocasín. Cuando el paciente presenta este tipo de pie de atleta, inicialmente suele presentar una serie de síntomas cómo picor e irritación. E incluso puede llegar a sufrir sequedad en la piel del pie provocando esta sequedad descamación de la piel.
  • Tinea Pedis vesicular o ulcerativa. Este tipo de pie de atleta no es muy común. El paciente suele presentar ampollas, en las zonas interdigitales (entre los dedos de los pies), ya que esta zona es muy húmeda y por lo tanto propensa a la humedad.

Cual es la causa que provoca el Pie de Atleta

Hemos comentado anteriormente que esta enfermedad se produce por un hongo. Por lo tanto, podemos decir que la causa principal de contagio, es a través de este hongo. Este contagio además se debe realizar de forma directa. Es decir, se transmite por un contacto directo. Este contagio se puede producir bien a través del calzado, calcetines, duchas o en las piscinas etc.

El hongo por lo tanto se suele ubicar o suele crecer en zonas dónde se favorece el calor y la humedad.

Además, el riesgo o las probabilidades de padecer esta enfermedad aumenta, si el paciente tiene algún tipo de lesión o herida en sus uñas o en la piel.

Síntomas del Pie de Atleta

Los pacientes que sufre de pie de atleta, suelen tener unos síntomas muy característicos. Pero los síntomas más comunes son:

  • Picor. Este picor es mayor cuando el paciente se quita los zapatos o sus calcetines.
  • Sarpullido entre los dedos de los pies.

Pie de atleta con sarpullido

  • El paciente suele tener la piel muy seca e incluso con descamación. En ocasiones esta piel seca se puede confundir con eczemas. Esta sequedad se suele localizar en la parte lateral del pie.

Pie de atleta con escamación

  • Inflamación.
  • Ampollas. Este síntoma se da en los casos cuyo estadio de la enfermedad es muy avanzado.
  • Se suele presentar mal olor en los pies.
  • En la zona dónde está el hongo el paciente suele tener la sensación de ardor o de quemazón.

Factores de Riesgo para sufrir Pie de Atleta

Existen unos factores o acciones que pueden aumentar el riesgo de contagio. Y estos son:

  • Mantener los pies húmedos durante mucho tiempo.
  • Usar un calzado cerrado o muy ajustado y sobre todo si está recubierto de plástico.
  • Tener una pequeña herida o lesión en el pie.

Pie de atleta síntomas

  • Si se comparte alfombras, toallas, zapatos o ropa de cama con alguien que tiene o sufre esta enfermedad.
  • El riesgo aumenta si se suele andar descalzo por zonas públicas dónde esta infección se puede transmitir. A estos sitios a los que nos referimos pueden ser piscinas públicas, vestuarios, duchas, saunas, etc.

Tratamiento para el Pie de Atleta

En muchas ocasiones cuando los pacientes llegan a la consulta de Podología de Clínica Fuensalud, no saben que sufren de pie de atleta. El diagnóstico es muy rápido, ya que los síntomas suelen ser muy claros, pero aún así se le realiza al paciente una serie de preguntas para verificar el diagnóstico.

Las preguntas que se hacen al paciente son:

  • ¿Cuándo empezó a notar los primeros síntomas?
  • ¿Qué color tenía la erupción o sarpullido la primera vez que la notó?
  • ¿Esta erupción cutánea duele o pica?
  • ¿En algún momento esta erupción mejora?
  • ¿Y cuándo nota que empeora?
  • ¿Alguien cercano a usted sufre de pie de atleta?
  • ¿Últimamente ha estado usted en algún sitio público cómo puede ser en alguna piscina, duchas públicas o en algún vestuario?

 

En ocasiones, cuando el diagnóstico no es muy claro, se puede realizar un pequeño raspado de la piel, para sacar una pequeña muestra. Todo ello para verificar si se tiene hongos o cualquier otro tipo de bacterias. Ya que existen otras afecciones dermatológicas que pueden presentar una sintomatología similar o parecida.

Cuando ya se tiene claro el diagnóstico el tratamiento suele ser muy sencillo.

El tratamiento puede durar varias semanas y va a consistir en la aplicación de pomadas. Estas pomadas suelen ser antibióticas y se pueden comprar fácilmente en las farmacias.

El objetivo del tratamiento va a ser eliminar o quitar esa sensación de ardor y de picor. Pero sobre todo lo que se va a intentar que el hongo se expanda, evitando con ello que el cuadro empeore.

Hemos comentado anteriormente que el tratamiento dura varias semanas. Aunque es importante decir que este tiempo es variable ya que va a depender del grado del cuadro que presente el paciente y de cómo realice este el tratamiento.

Cuando el paciente comienza con el tratamiento de la pomada debe ser muy riguroso realizándolo.

La pomada se debe aplicar de manera diaria. Cuando se va a aplicar en la zona afectada, esta debe estar totalmente limpia y seca. Si no se siguen las recomendaciones del Podólogo, el tratamiento se puede prolongar en el tiempo. Por ello en la insistencia de ser muy rigurosos.

Estas pomadas se deben aplicar sobre la zona afecta dos veces al día, con una diferencia de tiempo entre aplicación y aplicación de 12 horas. Se deben aplicar, cómo hemos comentado anteriormente, con la piel limpia y debidamente seca

Por otro lado, podemos decir que, hay pacientes que cuando llegan a la consulta, presentan un cuadro de pie de atleta muy avanzado y además el tratamiento con pomadas, geles o fungicidas, no funciona. En estos casos, se le indica al paciente que el tratamiento que debe realizar es tomar medicación por vía oral. Este tratamiento se lo debe recetar el facultativo correspondiente.

Consejos para prevenir el contagio del Pie de Atleta

A continuación, vamos a daros una serie de recomendaciones o de consejos para poder evitar o prevenir los hongos y con ello evitar el contagio y sufrir pie de atleta.

Aunque estas recomendaciones también las pueden llevar a cabo o realizar los pacientes que sufren de pie de atleta. Con ello lo que conseguirán es evitar el contagio a otras personas y también evitarán que su sintomatología y su cuadro empeoren.

 

  • Es importante lavar cuidadosamente los pies todos los días con agua y jabón.

Pie de atleta prevenir con lavado de pies

 

  • Cuando el paciente realice el secado de sus pies, debe ser muy meticuloso y debe secarlos muy bien, para evitar dejar humedad en sus pies. Sobre todo, debe insistir en secar muy bien el espacio que hay entre los dedos.

Pie de atleta secar bien con toalla

  • Es importante cambiarse a menudo los calcetines o las medias. Esto es conveniente realizarlo, no solo por higiene si no también para que los pie estén transpirados y no permanezcan húmedos.
  • El calzado en este caso también es importante que le prestemos atención. El material del calzado debe ser de piel y debemos evitar utilizar calzado que esté hecho con materiales sintéticos como por ejemplo el plástico. Este tipo de materiales sintéticos no permite que el pie transpire.

Pie de Atleta con zapato de piel

  • Si se tiene tendencia a tener mucha sudoración en los pies, es importante que vaya alternando el calzado. Es decir, no es conveniente utilizar todos los días el mismo zapato. Lo ideal sería ir alternando un día un zapato y otro día otro. Con esto lo que conseguimos es que el calzado se seque adecuadamente después de cada uso.
  • Es muy importante que los pies vayan correctamente protegidos si vamos a andar en sitios públicos, cómo pueden ser saunas, piscinas o duchas de gimnasios. Para poder evitar el contagio podemos hacer uso de unas chanclas.

chanclas para pie atleta

Este punto o esta recomendación es importante tenerla muy en cuenta, ya que aquí es dónde más fácil proliferan los hongos y es muy factible coger los temidos hongos o cualquier otra infección.

  • Si se sufre de pie de atleta, es fundamental no compartir zapatos. Ya que de este modo puede transmitir la infección.
  • Otra recomendación o consejo que puede poner en práctica, en el caso que tenga una sudoración excesiva en sus pies, es utilizar polvos de talco. De este modo los polvos de talco lo que harán será absorber parte de la humedad de los pies.

Pie de atleta para calzado con polvos de talco

 

  • Igual que es importante el material del calzado, también debemos prestar atención al material que utilizamos para los calcetines. Lo ideal o lo mejor es utilizar calcetines que sean de algodón. El algodón va a favorecer la absorción de la humedad.

 

calcetines pie de atleta

 

  • En el caso que en la familia haya alguien que tenga esta enfermedad, es muy importante que se limpie y se desinfecte muy bien la superficie de la bañera. Con ello evitaremos el contagio.

Pie de atleta obligada limpieza de bañera

 

Si se siguen estas recomendaciones o consejos es muy difícil el contagio y por lo tanto sufrir el pie de atleta.

Si sufres o tienes a alguien cercano que tenga pie de atleta, no dudes en ponerte en contacto con los Podólogos de Clínica Fuensalud. Te podemos dar asesoramiento y tratamiento.

Espero que este artículo os haya sido de utilidad y que haya despejado alguna de las dudas que pudieras tener. En el caso que os surgieran preguntas, podéis dejarnos vuestros comentarios en el blog y las contestaremos. También podéis hacerlo de forma privada con nuestro formulario de contacto.

 

Clínica Fuensalud, Departamento de Podología

 

 

2 Comments

Join the discussion and tell us your opinion.

Roberto Sanzreply
17 diciembre, 2018 at 4:17 pm

Buenas tardes,Cuándo a mí me diagnosticaron el pie de atleta pensé que me costaría más eliminar los hongos. Pero siguiendo unas pautas obtuve rápidos resultados.
Gracias por vuestra maravillosa aportación en este artículo.

Clínica Fuensaludreply
18 diciembre, 2018 at 9:15 am
– In reply to: Roberto Sanz

Buenos días Roberto. Efectivamente es muy importante seguir las pautas que marcan los Podólogos, para conseguir que los hongos desaparezcan. Si no se realiza correctamente el tratamiento, lo único que conseguiremos es alargar en el tiempo el tratamiento.
Del mismo modo, también es importante realizar una buena prevención, evitando con ello que nos contagiemos. Cómo habrás leído son pautas a seguir muy sencillas, pero con ellas evitaremos esta molesta enfermedad.

Leave a reply