Mi hijo tiene Frenillo lingual corto ¿Qué puedo hacer?

Hola a tod@s. En esta ocasión os vamos a desarrollar un artículo sobre el frenillo lingual corto. Cuando un niño nace con esta pequeña lesión, muchos padres ante esta situación se ven un poco desbordados y no saben muy bien cómo encaminar o qué hacer, porque les surgen miles de preguntas.

Algunas de las preguntas que más frecuentemente nos realizan los padres en la consulta de Logopedia son:

¿Qué es frenillo lingual corto?

¿Cómo puede afectar a mi hijo?

¿Cual es su diagnóstico?

¿Cómo se puede tratar?

Pues bien, en este artículo vamos a despejar muchas dudas y además os vamos a dar diferentes tratamientos para poder corregir esta pequeña lesión de vuestro hijo.

Pues sin más vamos a empezar a desarrollar el artículo que espero que sea de vuestro interés.

¿Qué es el Frenillo Lingual corto?

Esta pregunta es muy normal que nos la planteen los padres que ven que su hijo tiene este problema.

Pues bien vamos a definir de una manera sencilla qué es. Podemos decir que el frenillo lingual corto es un crecimiento anormal de un pequeño tejido, cuya función es unir la lengua con la base de la boca.

Es una lesión congénita, es decir es una patología con la que el bebé nace.

Esta malformación del frenillo puede ocasionar dificultades al bebé o al niño. Estas dificultades a las que nos referimos son:

  • Problemas en la deglución.
  • Inconvenientes en el momento de la lactancia.
  • Dificultades a la hora de realizar movimientos con la lengua.
  • Alteraciones en el desarrollo de la dentición. Lo más común es que los dientes incisivos crezcan con demasiada separación entre ellos.
  • Y además pueden existir problemas en el desarrollo normal del habla.

frenillo

Así pues, podemos decir que la lengua es una parte de nuestra anatomía que juega un papel muy importante para desarrollar el habla y poder realizar correctamente la deglución.

Como habéis visto esta pequeña malformación puede ocasionar grandes problemas por lo que en el momento que se detecte lo mejor es iniciar lo antes posible un tratamiento adecuado para la etapa en la que se encuentra en ese momento el bebé.

Por otro lado, debemos decir que al frenillo lingual corto también se le conoce por el nombre de anquiloglosia.

 

¿Qué tipos de Frenillos Linguales Cortos o Anquiloglosia existen?

Hay que decir que existen cuatro tipos de frenillos cortos o anquiloglosia. Dependiendo del tipo de frenillo que presente el bebé o el niño, podrá presentar unas dificultades u otras.

Los tipos de frenillos cortos que hay son los siguientes:

FRENILLOL CORTO TIPO 1.- En este tipo el frenillo vamos a observar que va a llegar desde la base de la boca hasta la punta de la lengua. Además, una característica peculiar que vamos a ver es que el niño va a tener la lengua en forma cóncava y de corazón.

FRENILLO CORTO TIPO 2.- En este caso el frenillo no va a llegar hasta la punta de la lengua, pero si que su lengua va a tener una forma cóncava.

FRENILLO CORTO TIPO 3.- El niño no va a poder tocar su paladar y esto es debido a que su lengua se va a plegar o a doblar hacia el centro.

FRENILLO CORTO TIPO 4.- En este caso el niño va a presentar dificultad para llevar la lengua hacia el paladar, y esto es debido a que su lengua va a tener forma cóncava, pero en su parte superior.

 

Es muy importante observar el tipo de frenillo que presenta el niño ya que es uno de los aspectos a tener en cuenta a la hora de proponer el tratamiento.

 

¿Qué problemas hay cuando tenemos Frenillo Corto o Anquiloglosia?

Anteriormente hemos nombrado una serie de problemas que puede presentar el niño cuando sufre o tiene este tipo de lesión.

Pero no está de más que los recordemos de nuevo:

  • Problemas en la deglución.
  • Inconvenientes en el momento de la lactancia.
  • Dificultades a la hora de realizar movimientos con la lengua.
  • Alteraciones en el desarrollo de la dentición. Lo más común es que los dientes incisivos crezcan con demasiada separación entre ellos.
  • Y, además, pueden existir problemas en el desarrollo normal del habla.

En este caso nos vamos a centrar en los problemas que presenta los niños referentes al habla.

Cuando los Logopedas nos encontramos ante un caso de frenillo corto, observamos que el niño tiene problemas o alteraciones en su fonación. Las palabras que suele presentar problemas son:

  • /t/
  • /d/
  • /n/
  • /l/
  • /r/
  • /rr/
  • /s/
  • /z/

pronunciación r

pronunciación d

 

Pero más a delante vamos a bordar cuál sería los diferentes tratamientos que hay para poder solucionar este problema. Pero sobre todo nos centraremos en el tratamiento Logopédico.

 

¿Cómo se diagnostica el Frenillo Corto?

El diagnóstico del frenillo corto o anquiloglosia se realiza simplemente con una evaluación o exploración física. Es decir, debemos observar y palpar la lengua y el frenillo.

A través de esta palpación y de esta observación debemos ver cómo:

  • Realiza la elevación de la lengua el niño.
  • Cómo efectúa la lateralización de la lengua.
  • O bien cómo saca la lengua el niño.

Con todos estos datos podemos determinar cuál sería la mejor manera de poder abordar el problema, proponiendo a los padres el mejor tratamiento para su hijo.

diagnóstico frenillo

¿Qué tratamientos existen para el Frenillo Lingual corto o Anquiloglosia?

Realizar un buen tratamiento es fundamental realizar antes un buen diagnóstico.

El tratamiento va a depender del grado de alteraciones o disfunciones que presente el niño.

Los posibles tratamientos que existen son:

  • TRATAMIENTO QUIRÚRGICO

Cuando se opta por este tipo de tratamiento es porque el niño presenta una serie de disfunciones con un grado alto, que con un tratamiento conservador no se solucionarían.

Cuando se realiza un tratamiento quirúrgico del frenillo recibe el nombre de frenectomía.

La frenectomía va a consistir en realizar un pequeño corte en el frenillo. Pero la técnica que más se aconseja es la utilización de láser. Se recomienda ya que la recuperación posterior es mucho mejor y más rápida.

Un dato que tenemos que tener en cuenta es que el momento que se decida realizar la frenectomía es muy importante que el niño realice antes un tratamiento Miofuncional, es decir un tratamiento Logopédico. Pero del mismo modo también es conveniente que lo realice después de la operación.

Con este tratamiento Miofuncional antes y después de la intervención quirúrgica vamos a favorecer la movilidad o los diferentes movimientos de la lengua.

De esta manera la recuperación del niño será mucho más satisfactoria.

 

tratamiento quirúrgico

 

 

  • TRATAMIENTO CONSERVADOR

Cuando decimos o nos referimos a un tratamiento conservador nos referimos a un tratamiento con el Logopeda.

El Logopeda va a aplicar o va hacer uso de una Terapia Miofuncional.

Esta terapia va a consistir en tratar los diferentes desequilibrios que presenta el niño en su sistema orofacial, con independencia de la causa o del tipo de frenillo que tenga el niño.

Esta terapia se puede realizar en cualquiera de las etapas o edad que tenga el bebé o el niño.

Con este tratamiento el Logopeda va a actuar sobre diferentes alteraciones, como por ejemplo:

  • Disfagias.
  • Deglución atípica.
  • Dislalia.
  • Disartría.
  • Disglosia.
  • Alteraciones del sistema orofacial.

En resumen, el Logopeda es restablecer problemas o alteraciones en la masticación, respiración, deglución y fonación de los diferentes sonidos.

Para que este tratamiento Miofuncional sea completamente efectivo es necesario contar con la colaboración de la familia y del niño en el caso que pueda colaborar.

Cuando se inicia un tratamiento de este tipo es importante decir que, los resultados se verán a lo largo de un tiempo. Más o menos se podrán ver avances entre los 6 y 12 meses de haber iniciado el tratamiento. Pero por supuesto esto va a depender del grado de afectación o de alteraciones que provoque el frenillo corto sobre el niño. Con esto queremos decir que se necesita un poco de paciencia.

 

Ejemplos de ejercicios para Frenillo Lingual corto

A continuación, os vamos a proponer unos ejemplos de ejercicios que se suelen realizar para aquellos niños que presentan esta pequeña patología.

Una pequeña recomendación que siempre hacemos es que estos ejercicios, se deben realizar dos horas después de que el niño haya comido.

Cuando nos encontramos con una patología de este tipo, la mayoría de los niños suelen presentar o tener rotacismo. Es decir, suelen tener dificultad para poder pronunciar correctamente el fonema /r/.

Por lo que el tratamiento se va a centrar sobre todo en conseguir una correcta pronunciación de esta palabra.

Una vez comentado estos datos que hay que tener en cuenta, empecemos con los ejemplos de ejercicios.

 

EJERCICIO 1.- Como hemos dicho anteriormente uno de los objetivos que nos marcamos los Logopedas es controlar la respiración para que cuando realicemos los sonidos lo hagamos de manera correcta.

Pues bien, este ejercicio le vamos a pedir al niño que tome aire por la nariz de manera suave y que mantenga ese aire durante 3 segundos, para que a continuación lo expulse por la boca de manera brusca, procurando que los labios se muevan y que su lengua vibre.

ejercicio1 frenillo

 

ejercicio 1-2 frenillo

 

EJERCICIO 2.- Otro ejercicio que podemos realizar con el niño es pedirle que intente imitar el sonido de una moto. Para que el ejercicio se haga correctamente su lengua debe estar pegada al paladar.

 

EJERCICIO 3.- Este ejercicio vamos a trabajar la fuerza de la lengua.

Para ello le vamos a pedir al niño que coloque la punta de su lengua sobre los dientes superiores, para después sacarla con la mayor fuerza posible.

ejercicio3 frenillo

 

ejercicio3-2 frenillo

 

EJERCICIO 4.- Es muy importante que auditivamente el niño sepa diferenciar entre el fonema /r/ y /l/. Para ello le vamos a presentar varias láminas con dibujos y a la vez que las pronuncia, las debe colocar o clasificar según el fonema correspondiente.

Por ejemplo:

  • Lata – rata.
  • Perro – pelo.

 

EJERCICIO 5.- Y por último otro ejercicio que podemos hacer con el niño es exponerle láminas de dibujos, para que nos diga qué es. Por supuesto las láminas que le presentamos al niño contienen el fonema /r/.

 

Una vez que el niño ha cogido una destreza lo suficientemente importante, es el momento de empezar a leer cuentos o pequeños textos, con el objetivo que los lea sin tener que pensar en cómo realizar el sonido y cómo colocar la lengua correctamente. Es decir, tiene que realizarlo de manera completamente automática.

 

 

CONCLUSIÓN

Como conclusión o como resumen podemos decir que en momento que observemos que nuestro hijo tiene frenillo lingual corto, es muy importante que se realice una correcta valoración y cómo afecta al niño tanto en el área de la deglución, de la respiración o del habla.

Si la afectación es importante se debe realizar un tratamiento quirúrgico y si no es el caso el tratamiento a seguir es un tratamiento Logopédico.

En el caso que se decida por la intervención quirúrgica, el papel que juega el Logopeda también es muy importante, ya que sería necesario que se trabajara las diferentes estructuras tanto antes como después de la intervención. De este modo se conseguiría una rápida recuperación del niño.

Por otro lado, cuando se diagnostica a un niño frenillo lingual corto o anquiloglosia, los padres suelen alarmarse y preocuparse y son muchas las dudas y preguntas que les surgen. Pero hay que decir que el 80% de los casos se solventan o se tratan con un tratamiento conservador, es decir con Logopedia, teniendo grandes e importantes resultados.

 

Hasta aquí el artículo sobre el frenillo lingual corto o anquiloglosia. Espero que os haya sido de utilidad y que vuestros hijos pongan en práctica los ejercicios que os hemos recomendado

Si tuvieras alguna duda o alguna pregunta, lo puedes hacer en el apartado de comentarios. O si lo prefieres puedes ponerte en contacto con nosotros directamente y atenderemos y resolveremos tu duda de manera totalmente personificada.

Y, recuerda compartir este artículo, puede ser gran ayuda para otras personas.

 

Clínica fuensalud. Departamento de Logopedia

Share your thoughts